DE ESCLAVITUD A LIBERTAD

Por rabino Ari Waldman
‹ Volver a Blog
Publicado en Festividades JudíasPésaj sobre 26 de marzo de 2017

“Ciertamente he visto la aflicciónde mi pueblo en Egipto, y he escuchado su clamor por causa de sus explotadores, pues conozco su dolor. Así que he venido a liberarlos de mano de los egipcios…” Éxodo 3:7, (traducción libre de la TLV)

¿Se halla usted en esclavitud? ¡ADONAI ha provisto una salida!

Jacob y sus hijos huyeron de una gran hambruna hacia la tierra de Egipto. Se establecieron en Egipto bajo la protección de José, el segundo al mando del faraón. Finalmente, un nuevo faraón llegó al poder y no recordó a José. Este faraón hizo esclavos a los hebreos.

ADONAI enlistó a Moisés como su representante para liberar al pueblo de Israel del yugo de la esclavitud egipcia. Moisés le pidió al faraón, “deja ir a mi pueblo”, para ofrecer sacrificios en el desierto a ADONAI. Faraón se negó. Por lo tanto, ADONAI envió diez milagros/plagas en un intento de persuadir al faraón para que dejase ir a su pueblo. Las plagas concluyeron con la muerte de cada primogénito.

ADONAI instruyó a Moisés y al pueblo a que mataran un cordero sin defecto al crepúsculo para esparcir la sangre en los postes de la puerta y en las vigas transversales (Éxodo 12). La sangre en las puertas sería una señal para Di-s, de modo que Él pasara sobre sus casas para que escaparan del juicio de muerte. Este cordero perfecto fue el sacrificio que impidió que la mano de juicio de ADONAI viniese contra cualquiera que pusiera su fe en su promesa. Dios instruyó a las personas a consumir todo el cordero asado y no dejar nada hasta la mañana. Si un cordero era demasiado grande para una familia, debían invitar a sus vecinos a compartirlo.

ADONAI instruyó a su pueblo Israel a celebrar este día como una ordenanza anual y eterna (Éxodo 13:14). En la comunidad judía, esto generalmente se hace a través de un séder de Pascua (un servicio ordenado), que consiste en narrar de nuevo la historia de la liberación de Israel mientras se comparte una comida. El cordero debía ser comido con hierbas amargas y matzá (pan sin levadura). Durante un séder, estos elementos están presentes para recordar la época de esclavitud en Egipto y la posterior liberación a manos de ADONAI.

Yeshúa se puede ver a lo largo de la historia de la Pascua. Él es el cordero que fue traspasado por nuestras transgresiones (Isaías 53) y cuando su sangre sea aplicada a nuestros corazones será una señal de que hemos sido comprados para redención. La pena de nuestros pecados es la muerte, pero el juicio nos pasará por alto y ADONAI nos sacará de la esclavitud del pecado a una libertad donde podamos adorarlo y servirlo de todo corazón.

El formato del séder se ha mantenido relativamente constante a lo largo del tiempo. En cada Pascua contamos a nuestros hijos la historia de cómo fuimos liberados de la esclavitud en Egipto. Esta solidaridad comunitaria hace que el milagro sea real en nuestras propias vidas.

Hace unos años, en un séder de Pésaj, participamos de una nueva adición al séder. Una copa adicional de vino para celebrar al Estado de Israel fungió como testimonio de las grandes obras y los milagros de ADONAI en nuestra propia generación. El nacimiento del moderno Estado de Israel abrió una puerta celestial de regreso a la tierra de nuestros ancestros: la tierra que Di-s prometió a Abraham, Isaac y Jacob y sus descendientes para siempre.

ADONAI ha provisto a Yeshúa,el Cordero, para nuestra propia liberación de la esclavitud del pecado. Él nos ha liberado para salir al mundo y compartir estas buenas nuevas con todos, judíos y gentiles (Romanos 1:16). No hemos sido liberados de la esclavitud hacia la libertad para simplemente disfrutar de esta última. Hemos sido liberados con el propósito de adorar y servir a ADONAI como en los tiempos del Éxodo. La gente debía ir al desierto y adorar / servir a ADONAI. Ya que hemos sido liberados de esclavitud y del pecado, abandonemos nuestra esclavitud y vayamos a servir a ADONAI, haciendo que sea conocido a través de todo el mundo.


 

Rabbi Ari Waldman, Baruch Hashem Messianic Synagogue

Ari Waldman es el rabino principal de la sinagoga mesiánica Baruch HaShem y miembro de la mesa directiva del MJBI. Se graduó con una licenciatura en ciencias aeronáuticas por la Universidad Aeronáutica Embry-Riddle, y posee una maestría en Estudios Judíos Mesiánicos por la universidad King’s University. Ari está casado con Brittany y tiene dos bellas hijas. (www.bhsdallas.org).

Si desea una auténtica receta de la cocina de la mamá yídish, haga clic aquí: La Cocina de la Mamá Yídish

 


¡Reciba nuestras noticias!

Síganos

Revista Zealous

Otoño 2018